A palos de ciego con los átomos

Científicos españoles y japoneses son capaces de identificar átomo a átomo los elementos de una muestra. Para ello utilizan el extremo de un microscopio de fuerza atómica, una punta tan afilada que es capaz de pinchar un solo átomo.

 

Este aparato funciona tanteando la superficie de la materia como hace un invidente con su bastón o de forma similar a la que hace un antiguo tocadiscos sobre la superficie de vinilo. La punta afilada, montada al final de una barra de tamaño micrométrico, recorre la superficie desplazándose verticalmente para seguir su relieve. Según cómo se mueva la aguja al ir tanteando, se pueden ver los átomos, pero determinar su elemento químico es más complicado, porque la estructura exacta de la punta de la aguja se desconoce y actúa cambiando la fuerza de los enlaces en cada experimento. Ahora, los científicos han creado un valor independiente, similar a una huella dactilar, con el que se puede identificar la naturaleza química individual de cada átomo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: